La villa del Roble fantasma.

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Empezemos por un: ¡¡Buenos dias!!
Sáb Jun 02, 2012 7:18 pm por Lucy V. Matersson

» Avatería oficial
Sáb Abr 28, 2012 11:47 am por Lucy V. Matersson

» Mekare Sttromblade
Mar Abr 17, 2012 8:19 am por Mekare Sttromblade

» Edward Potter
Miér Abr 04, 2012 7:29 pm por Edward Potter

» Lucy V. Matersson
Lun Abr 02, 2012 2:29 pm por Lucy V. Matersson

» -Preguntas frecuentes.-
Mar Mar 27, 2012 10:22 pm por Azul

» Forever Mine -Recien Abierto- {The Vampire Diaries} Afiliacion Normal Se buscan persoanjes Cannon y
Sáb Ene 28, 2012 5:34 pm por Lena Night

» The Madness (normal).
Sáb Ene 28, 2012 1:47 am por Invitado

» A New Hogwarts- Recién Abierto- Élite- Pj's cannon dispo.
Vie Ene 27, 2012 11:05 am por Invitado



Berenice Moritz Von Kissinger

Ir abajo

Berenice Moritz Von Kissinger

Mensaje por Berenice Moritz el Lun Nov 21, 2011 3:00 am




·Berenice Moritz Von Kissinger·

Sobrenombre: Beni (Su madre la llamaba así de pequeña)
Raza: Humano. Caucásica
Edad: 19 años
Actividad: Estudiante universitaria-Medicina Legal y trabaja en ayudantías en la misma universidad.
Nacionalidad: Alemana
Orientación sexual: Heterosexual
Estado civil: Soltera
Descripción física: Berenice es de tez blanca y brillante, sus ojos son de un tono casi grisáceo y la mayor parte del tiempo inexpresivos, a veces va maquillada, otras solo es ella. Su cabello es más cercano al cobrizo oscuro, pero gusta cambiarlo de color y forma, siempre está innovando.
Su contextura corporal es delgada, de brazos algo delgados y piernas medianamente largas, mide 1.64 m, en su brazo derecho lleva dos tatuajes, uno que está cerca del hombro, es un nombre de una persona muy importante que ya no está, y en el antebrazo una especie de ángel oscuro. En su brazo izquierdo cerca del hombro lleva un tatuaje que consta de un ojo, un corazón y unas líneas detalladas.
Descripción psicológica: Es una persona bastante introvertida, poco sociable, esquiva a relaciones con humanos, se podría decir que tiene un resentimiento hacia ellos por los acontecimientos que le ha traído la vida, pero bastante inteligente.
Su carrera la escogió por su interés en saber qué sucede con el cuerpo, o quizás algo más filosófico en cuanto al alma que estos envases contienen por un periodo limitado de tiempo, piensa y cree que el humano aún guarda secretos que quizás a su juicio la humanidad no debería saber nunca, tomando en cuenta su creencia más cercana al budismo, centrada en la reencarnación en cualquier ser vivo. Otra razón por la cual eligió la carrera es por la que no puede dejar de ver muertos, solo verlos, pues le recuerdan imágenes del pasado.
Lo que mueve su vida es más que nada el deseo por descubrir qué es aquello que la vida aún guarda bajo un manto oscuro semipermeable, como ella lo ha catalogado.

Permanece en la angustia permanece, porque a pesar de que necesita de cierta forma ver cuerpos inertes, teme por ver algún día el suyo propio en una mesa de autopsias.



·Historia y Familia·

Historia: -Historia: Berenice nació un 6 junio en Leipzig a media noche en el barrio de Plagwitz, su madre era Sonja Von Kissinger, pero no confundir, ellas no tenían nada que ver con la nobleza o algo parecido, de hecho la falta de dinero fue la condena de su madre. A pesar de que no constaban con demasiados recursos, Sonja crió a su hija como mejor se puede criar, con mucho cariño y cuidado, aunque claro, el dinero siempre tiene un lugar en toda vida.

Beni continuó feliz, creciendo fuerte y alegre, ya con 6 años ayudaba a su madre con las mandados que le llegaban de algunas personas para que les planchasen las ropas. Sí, realmente de ello vivían, planchando ropas… Pero Beni aún así era feliz, nada le faltaba, tenía el cariño de su madre y podía ir al jardín gracias a la caridad de una hermana de Sonja, Rita Von Kissinger, así también años más tarde para ir a la escuela.

Con 10 años Beni aún se sentía bastante afortunada por tener, y solo tener vida y poder respirar a cada día, afortunada también de ver todas las mañanas desde la ventana de su única habitación para descanzar al lado de su madre, las nubes que cubrían el sol, y en invierno eran las mismas quienes borraban todo paisaje al mojar la única ventana.

Pero en verano la cosas eran bastante especiales, el sol le molestaba a ratos y le agradaba por otros, algo bastante variante.

Un día de invierno donde la lluvia caía sin cesar, llegó a su pequeño departamento de dos piezas, una para descansar y otra con una pequeña separación para la cocina y el baño, supieron que su tía, hermana de Sonja había muerto por una extraña enfermedad que la atacaba desde hacía algún tiempo, Sonja decía que podría haber sido Cáncer, pues su madre había muerto de ello también, pero su muerte fue bastante misteriosa, por decirlo de alguna manera ya que fue bastante repentina…

Sonja al verse ya sin dinero para pagar nada, cuentas de gastos comunes, comida y colegio para su hija, prefirió erróneamente acabar con su vida solo para no ver como la de su hija se desmoronaba a pedazos. Mientras Beni estaba en clases, Sonja tomó un lápiz y solo escribió “Perdón mi querida Beni” en una servilleta arrugada y la dejó sobre la cama. La pequeña de 10 años al llegar a la casa se encontró con la horrorosa escena. Su madre se había colgado en la pieza y su cuerpo sin vida se balanceaba de un vaivén desordenado, los ojos demasiado abiertos y la cara morada, entonces la pequeña entendiendo lo que había sucedido, se resignó a quedarse sentada en la cama con la servilleta del mensaje en la mano, mientras esperaba que solo pasara el tiempo.

Un día después, un tipo de no más de 18 años que no hacía mucho había comenzado a trabajar en el edificio como limpiador, encontró extraño que la puerta de un departamento estuviese entreabierta, y la curiosidad lo llevó a entrar, encontrando así a la niña aún sentada sobre la cama y el cuerpo en proceso de descomposición aún colgado. Corrió a taparle los ojos a la pequeña, aunque eso ya no serviría de mucho puesto que Beni ya había visto suficiente… Pronto llegó una ambulancia que se llevó a la niña a constatar alguna posible lesión, mientras Finn, el muchacho que la encontró, la acompañaba por todas partes, haciéndose pasar por un primo. Pronto cuando todo estuvo un poco más calmado Finn tomó a la niña y se la llevó lejos a un apartado del mismo barrio de condiciones más pasables que en las que se encontraba Beni. Finn era un buen tipo, con corazón noble y sincero que quiso encargarse de la pequeña, quizás por lástima, pero pronto logró quererla como a una hermana, Beni comenzó nuevamente a ir a la escuela y a socializar igual que antes.

Las cosas iban bastante bien, a dos años de la muerte de Sonja, Beni ya era una niña bastante normal con 12 años, igual de feliz, porque la vida le volvía a sonreír.

Pasaron los años, Beni cumplió 18 años y Finn le había organizado una fiesta bastante humilde y bella, por su cumpleaños y por que había logrado ingresar con una beca a la universidad para estudiar medicina legal, fue entonces como la joven se dio cuenta que el cariño que le tenía a Finn era algo más que de hermanos, algo más parecido a quererlo como a un hombre para ella, pero al parecer Finn era bastante vulnerable y por las juntas cayó en drogas y alcohol, lo que lo llevó a gastar todo el dinero que tenía, y por ello las peleas eran cosa de todos los días…

Pasó un año y un día en clases de anatomía Berenice estaba realmente decidida a irse del lado de Finn para comenzar una nueva vida, pero no sabía dónde ni como, se dirigió hacia su casillero, quitó todo dentro de él y lo metió a su mochila, para luego dirigirse a su pronta ex casa.

Al llegar tropezó con una botella de cerveza, lo que le molestó, se dirijo a la habitación de Finn y lo encontró durmiendo, borracho. Pateó la cama y éste despertó de un salto, tirando algunos improperios en contra de ella, pero lo único que Beni le dijo fue “Me voy”, tomando nuevamente su mochila para dirigirse a su habitación, sacar una maleta vieja, llenándola con ropa, algunos libros que le faltaban y sus maquillajes. Encontró bastante raro que Finn no le hubiese ido a reclamar nada, pero luego de haber alistado todo su equipaje se dio vuelta en dirección hacia la puerta en donde se encontraba Finn con un cuchillo en la mano izquierda.

“Si te vas, yo también me iré”, pronunció de forma dura y desidida, la joven creyó que solo lo decía por borracho, salió de la habitación empujandolo suavemente para dirigirse hacia la puerta de salida.

“Te lo dije!”, gritó Finn antes de clavarse el cuchillo en el cuello, y caer sobre su propio charco de sangre, Beni lo miró sorprendida, pero tampoco lloró ante su muerte, solo miraba el cuerpo que perdía la vida a cada gota de sangre que caía del cuello abierto.

Entonces solo se dio cuenta que la imagen no era demasiado diferente a la de su madre sin vida, todo se había perdido y solo había que avanzar.

La actitud callada, introvertida y observadora que había optado desde el momento que vio a su madre muerta, volvió a ella, y ya no volvería a cambiar.

Lo primero que hizo fue dirigirse a un lugar donde le tatuaran el nombre de Finn, y con el dolor de la aguja, que iba dibujando aquel tatuaje, recordó los otros dos que se había hecho a la edad de 15 años, cuando era otra, ahora el dolor era distinto, no le importaba.

Luego de ello se dirigió a la estación de trenes donde tomaría cualquiera sin fijarse el destino, mientras permanecía sentada en unas bancas a esperar a que solamente el tiempo pasara, se fijó que la banca de al lado tenía una especie de ticket, lo tomó y fue a dirección que en este se encontraba, al llegar encontró todo bastante raro, las cosas parecían no tener la misma estructura, ni tampoco el mismo sentido, suspiró hondamente y subió a este, ya no le importaba a dónde se dirigiese solo quería salir, al entrar se sentó en el primer asiento que se le cruzó por el vagón, extrañamente vacio, trataba de observar por la ventana pero no pudo ver nada, sintió como el cansancio comenzaba a consumirla, apoyó la cabeza en el vidrio de la ventana y se dejó llevar por un sueño profundo llena de imágenes que creía conocer, pero que a la vez le eran demasiado desconocidas para una vida que ella consideraba bastante corta…


Familia: Sonja Von Kissinger- Muerta a los 40 años - Plagwitz (Alemania) - Madre Soltera - Planchado
Finn S. – Muerto a los 27 años – Plagwitz (Alemania) - Soltero - Limpiador de edificios, part time en un centro de comida rápida.
Rita Von Kissinger - Muerta a los 40 años – Plagwitz (Alemania) - Viuda -Parte administrativa de un hotel

·Otros Datos·

Nivel de adquisitivo: Tomando en cuenta que se fue solo con el dinero que había conseguido de las ayudantías que no era demasiado, y también que había gastado una parte en el tatuaje, no le alcanza para llegar a fin de mes.
Pertenencias: Su equipaje constaba de una mochila de mezclilla desgastada, la cual contenía en su interior varios cuadernos y libros sobre anatomía, enfermedades, un libro de toxicología, y los sistemas del cuerpo, también llevaba una cajetilla de cigarrillos con un zippo negro que Finn le había regalado. Y también hay una maleta negra de tamaño mediano, en donde tenía su ropa, sus útiles de aseo, el dinero que le quedaba y otros libros, algo de literatura barroca, música clásica y algunos de filosofía.
Enfermedades: Anemia
Antecedentes: -
Manías o Trastornos: Ver cuerpos sin vida; sin llegar a la necrofilia, solo verlos, pues la ayuda a pensar sobre su teoría de la vida después de la muerte, y esque la muerte le trae bastantes preguntas, así también respuestas a preguntas anteriores. Y también porque puede recordar el rostro de su madre y supone, cuando pase el tiempo pasará lo mismo con el rostro de Finn.
Fobias: Irónicamente a los cementerios pues supone que allí se guarda el rencor más grande de todas las escencias.
Gustos: Fumar (3 cigarros diarios)
Innovar con su pelo
Caminar por las noches


·Extra·

Religión: Le atrae el budismo pero no se considera parte de el.
Habilidades: Agudizó el oído (Para escuchar que pasa en las noches)
Buena vista ( Nació con ello)
Deportes: No practica ningún deporte
Mascotas: No tiene mascotas
Idiomas: Conoce bastante de Italiano, por un curso optativo en la universidad
Estudios: Cursa segundo año de universidad


avatar
Berenice Moritz

Mensajes : 59
Bombillas : 49
Fecha de inscripción : 24/05/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Berenice Moritz Von Kissinger

Mensaje por La Bruma el Lun Nov 21, 2011 3:04 am


Ficha Aceptada
Bienvenido a La Villa del Roble Fantasma.
Nota: Recuerda que el avatar consta de una medida de 150x300, ni más ni menos.




Lo que esconden los secretos, la bruma solo trae los recuerdos…

Si me ves llegar, es mejor que te escondas para salvarte.
avatar
La Bruma
Narrador

Mensajes : 115
Bombillas : 81
Fecha de inscripción : 20/07/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.